Publicado: 24 de Febrero de 2017

Uno de los aspectos que seguramente preocupa a un fabricante de guitarras de viaje es el conseguir que quienes usen sus productos conserven algo del tacto y las sensaciones de los instrumentos en los que se inspiran. Eso explica que muchos de ellos traten de crear productos que sean fácilmente identificables como las versiones de viaje de guitarras populares del mercado, como la Stratocaster. Esa es, justamente, la guitarra en la que se han basado la gente de Traveler para crear la Travelcaster Deluxe.

Inicialmente, la Travelcaster parece una Stratocaster a la que se le hubiese dado un mano de pintura invisible. El cuerpo tiene exactamente la misma silueta que el golpeador, lo que lo oculta casi completamente. El resto de características son bastante cercanas a la Strato convencional, lo cual hace que las sensaciones al tocarla sean cercanas, según su fabricante.                                                                                            
A pesar de lo escueto de su tamaño, no han querido prescindir de trémolo de dos puntos de fijación, que está instalado exteriormente con todo su funcionamiento expuesto, dándole un aspecto curioso. La escala del instrumento se mantiene intacta, 25’5”, pero su peso es de 2’4 Kg. Estrá disponible en Abril en acabados Surf Green y Gloss Black y tendrá un precio bastante razonable: unos 300 dólares.